lunes, 14 de noviembre de 2016

SE EL PUENTE


SOY MUJER

¿Como podria sentirme feliz sin estar en contacto directo y unificado con mi esencia?
Escogí vestirme con este cuerpo de mujer, santuario sagrado donde estoy ascendiendo al fuego de la vida.
Estoy despertando a mi Sol interior, esta centella de mujer sagrada y poderosa. Mi templo es femenino, naturaleza, tierra, donde contemplo las estrellas, la danza de las nubes, el atardecer, multicolores escenarios por donde fluye el río de la energía cósmica.
Estoy despertando…, y quiero compartir este maravilloso amanecer, juntas vamos a subir a la montaña sagrada de la humildad, a purificar nuestros cuerpos en los ríos y contemplar el suave alborecer de la divina fuerza solar en nuestro corazón – estrella.
Soy Mujer.
El papel más divino y espiritual que la naturaleza reserva al ser femenino.

ANCESTRAL




Loreena Mckennitt - The mummers dance LIVE (lyrics)

miércoles, 14 de septiembre de 2016

martes, 5 de julio de 2016

LA BUDA FEMENINA


Tara (budismo)
Ella es la «madre de la liberación» y representa las virtudes del éxito en el trabajo y en las hazañas. Tara es una deidad tántrica cuya práctica es usada por los practicantes de la rama tibetana del vasraiana para desarrollar ciertas cualidades interiores y comprender lo exterior, lo interior y enseñanzas secretas sobre la compasión y el vacío. Tara no aparece en la rama japonesa del budismo vasraiana, el Shingon.

Tara es en realidad un nombre genérico para una serie de budas o bodhisattvas de aspecto similar. Pueden ser comprendidas como diferentes aspectos de una misma cualidad, del modo en que los bodhisattvas son a menudo considerados como la metáfora de una virtud budista.

En algunas escuelas budistas se reconoce a 21 Taras. Una texto de práctica titulado como En alabanza de las 21 Taras, se recita durante las mañanas en todas las cuatro sectas del budismo tibetano.

El mantra principal de Tara es oṃ tāre tuttāre ture svāhā (en sánscrito) u oṃ tāre tu tāre ture soha (en palí, como lo pronuncian por los tibetanos y budistas que siguen las tradiciones tibetanas).

OM TARE TU TARE SOJA


Noble Tara, te suplico, tanto a ti como a tu séquito,

que te acuerdes con amor de tu promesa del pasado


y liberes mis miedos y los de todos los seres.

Disipa la mentalidad oscura ante las adversidades.


Que puedan florecer las circunstancias armoniosas



y que nos concedas los sidhis ordinario y supremo.

om tare tu tare ture sojá.

Tārā Devī



Tara es la diosa de la compasión y el desapego, de la protección y sanación del alma. Es llamada el Corazón de la Sabiduría. La sabiduría es metal frío sin amor, el amor es locura sin la sabiduría. Ambos se desarrollan con la templanza. Y el el aspecto de la Diosa Tara, es la llamada al corazón a conocer sus dos caras.
La Diosa Tara existe tanto en el Budismo como en el Hinduismo. Como diosa hindú, Tara es la Madre Creadora del amor y la compasión. Es conocida como la Estrella y por lo tanto su energía alimenta toda la vida creada. Es la madre de la Sabiduría, de la Compasión y de la Protección.
Ella es a quien se llama para superar cualquier tipo de dificultad u obstáculo, sea en la vida material como en la espiritual. Es asociado con Shiva, y muchas veces confundida con la diosa Kali (por su aspecto físico) Tara refleja tanto una actitud interna con respecto a las virtudes y una actitud externa como acción en el mundo. Tara es la vía a través de la cual se llega a la compasión y al vacío. A través de sus ojos cualquier persona puede llegar a la sabiduría, no se necesita un mediador entre Ella y nosotros.
Tara, su significado dentro del hinduismo:
Tara es un nombre sánscrito cuya raíz Tri significa en el causativo "hacer atravesar", "hacer alcanzar la otra orilla", en sentido propio como figurado, de ahí el sentido general de "salvar, socorrer, liberar". El nombre tibetano correspondiente es Dreulma o Drölma; tiene el mismo sentido que Tara, ya que el verbo del que deriva significa "salvar, hacer atravesar".
Tara es por lo tanto: "aquella que hace atravesar (el océano de las existencia)" o también "aquella que hace alcanzar (la otra orilla en la que cesan los estados condicionados de la existencia)" Tara la "bodhisava" habría nacido bajo los rasgos de la princesa "Luna de sabiduría", que decidió hacerse monja.
Los monjes le aconsejaron orar para obtener un renacimiento más propicio en un cuerpo masculino. Ella les respondió que en la realidad última, no existen ya ni hombre ni mujer así como no existen el "yo" y el "mío", e hizo voto de continuar manifestándose en un cuerpo de mujer para ayudar a todos los seres, hasta que el océano de la existencia samsárica se seque.
Las dos formas más conocidas de Tara son la verde y la blanca, así como 21 manifestaciones que son objeto de una bella plegaria. La Tara verde protege de los miedos, de los peligros y de los enemigos, que ella doma pacíficamente. La Tara blanca es invocada a menudo para obtener curación y longevidad. Arquetipo del principio femenino, Tara ha podido ser aceptada en tanto que buda femenino gracias a la aparición del tantrismo.

Tara salva la vida del señor Shiva:
La leyenda comienza con el batir del mar entre los Asuras y los Devas (enemigos desde la antigua tradición hinduista). El Señor Shiva bebió el veneno (halahala) que fue creado del batir del océano, en el proceso se le pone azul la garganta y se gana el epíteto de (Nilakantha)
Tras terminar la guerra y luego de salvar el mundo, de la destrucción y el caos total, cae inconsciente bajo el poderoso efecto del veneno que había tragado anteriormente. Tara (la Madre Tara) aparece en escena y toma a Shiva en su regazo delicadamente. Ella le da de beber la leche de sus pechos, contrarrestando el veneno y ayudándolo a recuperarse. Shiva siempre le estará eternamente agradecido, su compasión y el amor marcarán el caracter de esta diosa.
La diosa Tara sostiene un recipiente hecho con un cráneo humano, dos espadas sangrientas y una flor de loto, y está de pie sobre su esposo Shiva. Detrás se ven dos piras funerarias. Generalmente se asocia a la diosa Kali con esta imagen, por lo que las dos diosas son prácticamente indistinguibles.

ESTRELLA

Tara (‘estrella’ en sancrito) es un concepto asociado

 con la práctica del budismo tantrico en la forma en 

que ha sido preservado en el budismo tibetano.

Laksme

Lakshmi es la diosa de la riqueza y la

prosperidad, tanto material como espiritual.

La palabra'''' Lakshmi se deriva de la palabra

sánscrita Laksme, que significa "meta".


Lakshmi, por lo tanto, representa la meta de 

la vida, que incluye la prosperidad material y 

espiritual. 

En la mitología hindú, la diosa Lakshmi,



también llamada Shri, es el esposo divino de

Señor Vishnu 

y le proporciona riqueza para el 

mantenimiento y la preservación.


"Señora de la montaña"

Ninhursag significa "Señora de la montaña" (del sumerio NIN = Señora, y ḪURSAG o ḪUR.SAG = Montaña sagrada).

."La Señora de la turquesa"

Hathor fue una divinidad cósmica, diosa nutricia, diosa del amor, de la alegría, la danza y las artes musicales en la mitología egipcia.."La Señora de la turquesa", como venerada por los trabajadores de las minas de turquesa , Asociada con Ninhursag La "Señora de las colinas"....

Una de las tantas manifestaciones de la energía femenina...

lunes, 20 de junio de 2016

ARBOLES

Solo después de que el último árbol sea cortado

solo después de que el último río sea envenenado

solo después de que el último pez sea apresado

Solo entonces sabrás que el dinero no se puede comer.

( Profecía india).



SE SIENTE

YULE


sábado, 18 de junio de 2016

LUNA

Lleva siempre un frasquito del aire de la

luna para cuando te ahogues.

Jaime Sabines



lunes, 13 de junio de 2016

Ankh 17-


Arriba es como es abajo y abajo es como es arriba. 

El macrocosmos y el microcosmos es una progresión 

geométrica. 

Simboliza la voluntad de la nada de manifestarse en 

su opuesto. 

El rostro quiere ver su rostro y baja al mundo 

material para ver su reflejo, 

pero a medida que desciende se va ampliando y 

dispersando, 

porque pierde su esencia etérea ante las infinitas 

combinaciones y se vuelve más denso, más materia, 

y con ello llega el olvido de su origen. 

El UNO se une al DOS y la manifestación es el TRES. 

El triangulo equilátero..


EL LIBRO DE MAAT


sábado, 4 de junio de 2016

EL ALAMBIQUE

EL ALAMBIQUE ES UN VASO DE VIDRIO EN EL QUE TIENEN LUGAR LAS OPERACIONES DE LA OBRA.

COMO ES REDONDO, POR DENTRO SE LE CONOCE TAMBIÉN POR EL "HUEVO FILOSÓFICO".

A TRAVÉS DE SU SUPERFICIE TRANSPARENTE, EL ALQUIMISTA OBSERVA LA OBRA QUE SE ESTA DESARROLLANDO COMO UN ÁRBOL JOVEN QUE ESTA ENRAIZÁNDOSE Y BROTANDO EN LA TIERRA.




jueves, 2 de junio de 2016

Himno que le dedicara Proclo, que la adoptó como su guía y protectora


Escúchame, tú que irradias una luz pura de tu rostro;
dame un puerto feliz a mí, errante en la tierra,
da a mi alma de tus sacras palabras luz pura,
sabiduría y amor; infunde en mi amor una fuerza
tan grande y de tal clase que me saque
de nuevo de las cavidades terrestres rumbo al Olimpo hasta la morada de tu padre.
Y si una infausta vicisitud de mi vida me domina
-pues sé que soy atormentado ya de un lado ya de otro, por muchas
acciones impías, que cometí con ánimo insensato-,
sé propicia, dulce consejera, salvadora de mortales, y no dejes que
sea presa y botín para las horrendas Vengadoras
postrado en tierra, porque suplico ser tuyo.
Da a mis miembros una salud firme e indemne,
y aleja la multitud de odiosas enfermedades que consumen la carne,
sí, suplico, reina, y con tu mano divina
haz cesar toda desgracia de negros dolores.
Da a mi vida, en su travesía, vientos en calma,
hijos, matrimonio, gloria, felicidad, gozo amable,
persuasión, charla de amigos, espíritu sutil,
fuerza contra los enemigos, sitio de preferencia entre el pueblo.
Escucha, escucha, reina; llego a ti invocando con abundantes plegarias,
por imperiosa necesidad; y tú presta oído favorable.

miércoles, 25 de mayo de 2016

UN HECHICERO

"No soy un borracho, pero tampoco soy un santo,

un hechicero no debería ser un "santo".

Debería poder descender tan bajo como un piojo y 

elevarse tan alto como un águila .. 


Debes ser dios y diablo a la vez. 


Ser un buen hechicero significa estar en medio de la 


tormenta y no guarecerse 


Quiere decir experimentar la vida en todas sus faces. 


Quiere decir hacer el loco de vez en cuando.


Eso también es sagrado."


Corzo Cojo




CUENTO DEL NILO

"Hace algún tiempo, en un lugar sobre las aguas de la 

vida del padre Nilo,

bajo las estrellas y la luna que había colocado la


vigilante diosa Nut,


alguien recibió un maravilloso regalo.


Era una mujer de cierta edad, con un corazón 


que había tenido heridas


y que ahora se recomponía con lentitud.



Su vida fluía hacia el destino, procuraba hacer el bien a 


su paso,

y había llegado a un sitio que de pronto parecía 


sagrado. 

Dicen  que "un lugar nunca es sagrado por la 


elección del hombre,

sino porque ha sido elegido por el cielo."




Un enviado de Dios, El Grande, el Clemente, el 


Misericordioso,

cogió su mano durante unos instantes, le habló con 


dulzura

y rozó su piel para transmitirle de nuevo el aliento 


de la vida.

Su corazón latió con el ritmo de la música, de los 


poemas de la diva susurrados dulcemente,

 su edad se convirtió en alegre juventud, se sintió 


mujer de nuevo,

y entonces vio pasar una estrella fugaz.



A la siguiente noche, se repitió el milagro.


Nut coloco otra vez las estrellas en su sitio,


la Luna miraba de reojo y mandaba su luz sobre el 


agua y la arena,

y un pequeño beso se poso sobre el cuello de la 


mujer.

En ese momento, fue el tiempo el que paso 


fugazmente.

Casi amanecía y las palabras seguían 


intercambiándose como caricias leves,

y una ligera brisa enfriaba sus anhelos.


 Ella quería cubrirle con su pañuelo, darle calor y 


acercarse a el, pero tuvo miedo.

¿Y si a el le molestaba?  El no se lo pidió. 


¿Y si ella se ofendía?




  Isis cerro los ojos. Había hecho lo que había podido.


Había creado los elementos pero a veces los 


humanos son torpes,

no saben disfrutar de la vida que se crea cada día 


para ellos.

Anuket y Sobek, bajo las aguas del Nilo, sonreían 


divertidos.

El hombre y la mujer observaron que se acababa la 


noche

y caminaron despacio hacia sus pequeñas cámaras.


Ella se sentía bien,


solo apenada porque posiblemente nunca mas 


hubiera una noche parecida.

¿Seria posible que en toda la eternidad nunca 


volvieran a encontrarse aquellos dos seres,

tan pequeños en el gran universo? 


Pero era consciente del regalo tan especial que 


había recibido

y estaba agradecida a aquella persona que se lo 


había entregado. 

Casi broto una lagrima de sus ojos al despedirse.


Pero al menos alguien si estaba satisfecho. 


Osiris, el dios de la resurrección  sabia que el 


corazón de ella ya no era de piedra."

Recordó las veces que se había preguntado,


tras la primera despedida,


si  sería psible que en toda la eternidad nunca volvieran 


a encontrarse aquellos dos seres,

tan pequeños en el gran universo.





Y sonrió, porque sí había sido posible...


Parecía que la voluntad de sus dioses, unidos en el 


mismo propósito,

 había cumplido el deseo de ambos,


el de encontrarse de nuevo en aquel lugar que para 


uno era su morada 

y para ella significaba la fuente de vida


y energía que tanto necesitaba para seguir 


respirando.

Y esta vez, al mirarse a los ojos, lo hicieron como 


nunca antes lo habían hecho.

Con la naturalidad de reconocerse como únicos


y la disposición de entregarse sin pensar en nada 


más, sin temores, sin demoras...

- ¡Estamos locos! -había dicho él sonriendo feliz... 



- ¡Sí! - había contestado ella -Estamos locos, locos... 


- ¡Qué bendita locura es ésta  de estar contigo!

  añadió él mientras sus labios buscaban la  otra 


boca para unirla a  la suya.

Después, cuando todos los poros de su piel se 


habían sentido acariciados,

cuando sus manos y sus bocas habían saciado la sed 


interminable de meses de ausencia,

y sus piernas permanecían entrelazadas, se 


quedaron quietos,

fundidos en un abrazo sosegado,


con la ternura que les inspiraba el saberse 


inesperadamente juntos.

Sí, al fin juntos de nuevo, unidos ya siempre a pesar de 


que al cabo de unos días

una distancia de miles de kilómetros volviera a 


interponerse entre sus cuerpos. 




El manto estelar se extiende brillando con 


intensidad, en silencio,

para poder escuchar la respiración acompasada de 


aquellas dos motas de polvo

en el universo, que sienten  los latidos del corazón 


cada vez mas cerca el uno del otro.

Nut reinó aquellas noches, y esta vez no estaba 


defraudada.

Antes de amanecer, solía guiñarle un ojo a Hator, si 


se cruzaba con ella, y ambas sonreían. 

 El Padre Nilo aquietaba sus aguas,


mandaba callar al viento que mecía las velas  de las 


falucas.

Pronto el mar volverá


 a tener el poder de separarles


y de enviar en el aire  aquel lamento diario de:

¡cuánto te estoy echando de menos!...

y el sentimiento de amar en lejanía, porque al final 


ella tendrá que irse,

aunque no se irá del todo todavía....


Y algunos amaneceres, acercándose al oído del 

amante,

le recuerda aquellos versos del poeta:


"amor sin exigencias de fu


presente del pasado,

amor más poderoso que la vida:

perdido y  encontrado,

encontrado, perdido..."

(Mariam)


*Verso de Jaime Gil de Biedma.